Coronavirus en Boca: Miguel Ángel Russo abandonó la burbuja sanitaria por precaución

Mundo Poder Noticias

31 agosto, 2020

Las alarmas volvieron a encenderse en Boca a causa de la diseminación de la pandemia del coronavirus. En el inicio de la segunda semana de entrenamientos en la burbuja sanitaria que creó la institución, todos los integrantes del plantel fueron sometidos al test PCR debido a que varios futbolistas presentaron síntomas compatibles con la enfermedad en el transcurso del último fin de semana.

Desde el pasado lunes 24 de agosto, el Xeneize trabaja en el Centro de Entrenamiento que posee en Ezeiza y concentra en el hotel Howard Johnson de la misma localidad. Los únicos jugadores que permanecen fuera de esta metodología son Iván Marcone, Agustín Almendra, Agustín Lastra (habían dado positivo por COVID-19), Gonzalo Maroni (regresó tras su cesión en Sampdoria de Italia) y Edwin Cardona (se incorporó procedente de Xolos de Tijuana).

Miguel Ángel Russo abandonó la concentración por precaución, pero tendría la intención de continuar asistiendo a los entrenamientos.

En este escenario, Miguel Ángel Russo abandonó la concentración por precaución, ya que forma parte del doble grupo de riesgo (tiene 64 años y, en 2018, superó un cáncer de próstata). El entrenador ni siquiera habría almorzado en el predio para regresar a su hogar. No obstante, pretendería asistir a los siguientes entrenamientos y los observaría desde un sector especial, donde no tendría contacto con otras personas.

En primera instancia, la intención del técnico sería que nadie ingrese al ambiente cerrado para disminuir los riesgos de contagio. En consecuencia, aunque se encuentran en condiciones de sumarse, Lastra y Almendra, quienes se recuperaron tras haber contraído el virus, y Maroni, que cumplió con la cuarentena establecida tras haber arribado desde el exterior, continuarán practicando de manera remota.

El plantel de Boca volvió a ser sometido a los test PCR para detectar posibles casos de coronavirus.

Los jugadores que padecen síntomas no participaron de la sesión de este lunes y, mientras aguardan por los resultados de los exámenes, permanecen confinados en sus habitaciones del hotel. El resto cumplió con la rutina pautada por el cuerpo técnico para la jornada, pero la entidad de La Ribera decidió adelantar todas las pruebas médicas para corroborar posibles nuevos casos positivos.

La noticia suscita preocupación en el club cuando solo faltan 17 días para que regrese a la actividad oficial. El próximo jueves 17 septiembre, a partir de las 21 (horario de Argentina), se enfrentará con Libertad de Paraguay, en Asunción, en el marco de la tercera fecha del Grupo H de la Copa Libertadores. La zona la completan Independiente Medellín (Colombia) y Caracas (Venezuela).

Con anterioridad, Boca podría disputar un amistoso contra Tigre para adquirir ritmo de competencia antes del compromiso que corresponde al certamen continental. Con La Bombonera como posible escenario a puertas cerradas, podría medirse este sábado 5/9 frente al Matador, que también participa del campeonato internacional.

Te podria interesar

Añade aquí tu texto de cabecera

Añade aquí tu texto de cabecera

Deja una respuesta

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la política de privacidad y los términos de servicio de Google.