29.2 C
Argentina
lunes, 25 octubre,2021
Dólar: BNA: $98,75/ $104,75 Blue: $185,00 / $188,00
Riesgo País: 1639 puntos básicos
Recibí nuestros newsletters


    Argentina
    Confirmados
    195.690.332
    Recuperados
    127.848.968
    Muertes
    4.173.223
    Confirmados
    52.645.058
    Recuperados
    5.130.084
    Muertes
    115.444
    +663
    Todos los países
    Confirmados
    195.690.332
    Recuperados
    127.848.968
    Muertes
    4.173.223
    Confirmados
    52.645.058
    Recuperados
    5.130.084
    Muertes
    115.444
    +663
    Dengue
    96.454
    11.855
    Inicio DEPORTES Con polémica, Bayern Munich venció 1-0 a Tigres y se proclamó campeón...

    Con polémica, Bayern Munich venció 1-0 a Tigres y se proclamó campeón del Mundial de Clubes

    En el Education City Stadium de Al Rayyan, Bayern Munich de Alemania sudó hasta el ocaso del partido, redobló sus esfuerzos para alcanzar la meta y se proclamó como el nuevo campeón del Mundial de Clubes luego de derrotar 1-0 a Tigres de México. Los Bávaros mantuvieron el control del encuentro, pero solo exhibieron destellos de su jerarquía colectiva e individual y, complementado con el trabajo que desarrolló su rival, se mantuvieron en vilo hasta el desenlace del duelo. No obstante, cumplieron con su objetivo, alzaron el trofeo y completaron la obtención del sextete.

    El elenco dirigido por Hans Dieter Flick, que había accedido al certamen internacional después de haber conquistado el título en la Champions League a mediados de 2020, había derrotado 2-0 a Al-Ahly de Egipto en la semifinal para conseguir el pasaje hacia el enfrentamiento definitorio. En esta oportunidad, no pudo contar con dos piezas claves de su estructura táctica: Jerome Boateng, quien fue desafectado de la concentración y regresó a Múnich por problemas personales, y Thomas Müller, quien dio positivo en el test de COVID-19 al que fue sometido en las últimas horas.

    Bayern Munich derrotó a Tigres, se coronó campeón del Mundial de Clubes y consumó la conquista del sextete de títulos.

    Mientras que el conjunto comandado por Ricardo Ferretti, que había clasificado a la Copa del Mundo por haber ganado la Liga de Campeones de la Concacaf, llegó a la final tras atravesar un camino más extenso. En primera instancia, venció en los cuartos de final a Ulsan Hyundai de Corea del Sur (2-1). En la siguiente fase, dio la sorpresa y se impuso sobre Palmeiras de Brasil (1-0). En consecuencia, fue el primer representante de la federación de Centro y Norte América en acceder a la final del torneo.

    Al igual que lo que acontece en sus habituales presentaciones, el cuadro germano se adueñó de la iniciativa y monopolizó la posesión desde los primeros compases del partido. Sin embargo, tuvo inconvenientes para superar los obstáculos en los últimos metros del campo y, en consecuencia, solo pudo abastecer de manera esporádica a Robert Lewandowski durante la etapa inicial. Por lo tanto, orientó el juego hacia el sector izquierdo con el objetivo de profundizar por intermedio del lateral Alphonso Davies, quien inquietó al asociarse con David Alaba, que a diferencia de otras ocasiones se desempeñó en el mediocampo, y Kingsley Coman.

    En contrapartida, el equipo del municipio de San Nicolás de los Garza adoptó una postura conservadora y se predispuso a contragolpear. La finalidad primaria de Tigres consistió en interrumpir los circuitos de juego de su rival en la zona medular y, en consonancia, intentó replegarse a instancias de la mitad de la cancha para cumplir con su cometido y defender lo más lejos posible de su área. Una vez que recuperó la pelota, intentó localizar por la vía terrestre al francés André-Pierre Gignac, quien aportó una cuota de claridad en cada una de sus intervenciones, y buscó por la zona aérea al otro componente del ataque, Carlos González.

    El protagonista de la jornada: el VAR anuló un gol de Robert Lewandowski, luego convalidó con polémica el tanto de Benjamin Pavard y, finalmente, no intervino ante un supuesto penal para el equipo mexicano.

    La incapacidad del Bayern para desbaratar la resistencia de la última línea de Tigres obligó a que utilizara alternativas para brindarle profundidad a su dominio territorial. Una de las variantes fueron los remates desde media distancia y que se convirtieron en la causa de una acción controversial. A los 18’, Joshua Kimmich ensayó un disparo desde fuera del área, que superó a Nahuel Guzmán, e inauguró el marcador. Sin embargo, el árbitro del cotejo, el uruguayo Esteban Ostojich, revisó la jugada en el VAR e invalidó el tanto debido a que Lewandowski, que se encontraba en off-side, obstaculizó la visión del arquero argentino.

    Mientras Tigres no transmitía peligro en el sector ofensivo, el vigente campeón de Europa volvió a coquetear con la apertura del resultado en dos oportunidades, a pesar de que no hallaba fluidez en la circulación de la pelota. En primera instancia, Coman se orientó desde la izquierda hacia el centro del campo y sacó un potente tiro que fue bloqueado por el Patón. Solo unos instantes más tarde, Leroy Sané fue el receptor de un córner efectuado en corto y, sin vacilar, disparó desde la zona izquierda del área, pero el balón se estrelló contra el travesaño.

    El héroe de los Bávaros: el francés Pavard, que ya había amargado a la Selección Argentina en el Mundial de Rusia 2018, convirtió el gol que le dio el título al conjunto alemán.

    El ganador de las últimas ocho ediciones de la Bundesliga mantuvo el control y prevaleció en el desarrollo del partido durante el complemento. Luego de reiterados intentos infructíferos, el Bayern obtuvo una recompensa en una jugada que suscitó una nueva polémica. A los 14’, Kimmich lanzó un centro hacia el corazón del área, Lewandowski se anticipó a la salida de Guzmán y asistió a Benjamin Pavard, quien remató hacia el arco vacío y estableció el 1-0. En primer lugar, Ostojich anuló el gol por otro fuera de lugar del polaco, pero tras comunicarse con los asistentes del VAR decidió convalidar el tanto.

    Solo unos minutos después de la conquista del lateral francés, quien fue uno de los verdugos de la Selección Argentina en los octavos de final del Mundial de Rusia 2018, Tigres se aproximó con riesgo hacia el área de Manuel Neuer. A los 18’, Luis Quiñones desequilibró por el carril derecho del ataque, se filtró dentro del área y envió un centro raso hacia atrás que impactó en la mano derecha de Pavard. Pese a los vehementes reclamos de los futbolistas del elenco mexicano, el juez principal no sancionó penal, tampoco recurrió a la tecnología y señaló la continuidad del juego sin interrupciones.

    Aunque demostró una actitud inquebrantable, los últimos arrebatos ofensivos de Tigres para extender la definición no fueron suficientes para superar la oposición del Bayern, que sufrió sobresaltos aislados y resguardó la diferencia con solvencia. De esta manera, el equipo alemán se coronó como nuevo campeón del mundo (reemplazó en el trono a Liverpool) y completó la conquista del sextete, un hecho que solo había logrado el Barcelona de Pep Guardiola en 2009, ya que con anterioridad había ganado el título en la Bundesliga, la Champions, la Supercopa de Europa, la Copa y la Supercopa de Alemania.

    Formaciones

    Bayern Múnich: Manuel Neuer; Benjamin Pavard, Niklas Süle, Lucas Hernández, Alphonso Davies; Joshua Kimmich, David Alaba; Leroy Sané (ST 28’ Jamal Musiala), Serge Gnabry (ST 19’ Corentin Tolisso), Kingsley Coman (ST 28’ Douglas Costa); Robert Lewandowski (ST 28’ Eric Maxim Choupo-Moting). DT: Hans-Dieter Flick.

    Tigres: Nahuel Guzmán; Luis Rodríguez (ST 35’ Julián Quiñones), Carlos Salcedo, Diego Reyes, Jesús Dueñas; Luis Quiñones, Rafael Carioca, Guido Pizarro, Javier Aquino; Carlos González y André-Pierre Gignac. DT: Ricardo Ferretti.

    Goles: ST 14’ Benjamin Pavard (BAY).

    Amonestados: PT 42’ Jesús Dueñas (TIG). ST 24’ Luis Rodríguez (TIG) y 44’ Rafael Carioca (TIG).

    Árbitro: Esteban Ostojich (Uruguay).

    Estadio: Education City Stadium (Al Rayyan, Qatar).

    " "

    Más Leídas

    Un ex boxeador argentino irá a la casa de Tyson para invitarlo a pelear

    Walter Masseroni, ex boxeador argentino, afirmó que irá a la casa de Myke Tyson en Estados Unidos para invitarlo a pelear. Desde...

    Nueva marcha contra Espinoza para pedir más seguridad en La Matanza

    Este lunes se realiza una nueva marcha para pedir más seguridad en La Matanza. La realización de esta concentración corre por cuenta...

    El Beto Márcico, ídolo de Boca, liquidó a Cardona

    El Beto Márcico, ídolo de Boca, habló del volante colombiano, Edwin Cardona y lo defenestró. También, tuvo palabras para Juan Román Riquelme...

    #HiperinflaciónMundial

    El director ejecutivo y cofundador de Twitter, Jack Dorsey, sorprendió este sábado con una advertencia sobre una hiperinflación. Asegura que va a...

    Rosario: Una nena de 11 años denunció haber sido violada por un compañerito de escuela

    El aberrante episodio ocurrió en la ciudad santafesina de Rosario. Los padres de una nena de 11 años denunciaron que su hija...
    " "
    " "

    En el Education City Stadium de Al Rayyan, Bayern Munich de Alemania sudó hasta el ocaso del partido, redobló sus esfuerzos para alcanzar la meta y se proclamó como el nuevo campeón del Mundial de Clubes luego de derrotar 1-0 a Tigres de México. Los Bávaros mantuvieron el control del encuentro, pero solo exhibieron destellos de su jerarquía colectiva e individual y, complementado con el trabajo que desarrolló su rival, se mantuvieron en vilo hasta el desenlace del duelo. No obstante, cumplieron con su objetivo, alzaron el trofeo y completaron la obtención del sextete.

    El elenco dirigido por Hans Dieter Flick, que había accedido al certamen internacional después de haber conquistado el título en la Champions League a mediados de 2020, había derrotado 2-0 a Al-Ahly de Egipto en la semifinal para conseguir el pasaje hacia el enfrentamiento definitorio. En esta oportunidad, no pudo contar con dos piezas claves de su estructura táctica: Jerome Boateng, quien fue desafectado de la concentración y regresó a Múnich por problemas personales, y Thomas Müller, quien dio positivo en el test de COVID-19 al que fue sometido en las últimas horas.

    Bayern Munich derrotó a Tigres, se coronó campeón del Mundial de Clubes y consumó la conquista del sextete de títulos.

    Mientras que el conjunto comandado por Ricardo Ferretti, que había clasificado a la Copa del Mundo por haber ganado la Liga de Campeones de la Concacaf, llegó a la final tras atravesar un camino más extenso. En primera instancia, venció en los cuartos de final a Ulsan Hyundai de Corea del Sur (2-1). En la siguiente fase, dio la sorpresa y se impuso sobre Palmeiras de Brasil (1-0). En consecuencia, fue el primer representante de la federación de Centro y Norte América en acceder a la final del torneo.

    Al igual que lo que acontece en sus habituales presentaciones, el cuadro germano se adueñó de la iniciativa y monopolizó la posesión desde los primeros compases del partido. Sin embargo, tuvo inconvenientes para superar los obstáculos en los últimos metros del campo y, en consecuencia, solo pudo abastecer de manera esporádica a Robert Lewandowski durante la etapa inicial. Por lo tanto, orientó el juego hacia el sector izquierdo con el objetivo de profundizar por intermedio del lateral Alphonso Davies, quien inquietó al asociarse con David Alaba, que a diferencia de otras ocasiones se desempeñó en el mediocampo, y Kingsley Coman.

    En contrapartida, el equipo del municipio de San Nicolás de los Garza adoptó una postura conservadora y se predispuso a contragolpear. La finalidad primaria de Tigres consistió en interrumpir los circuitos de juego de su rival en la zona medular y, en consonancia, intentó replegarse a instancias de la mitad de la cancha para cumplir con su cometido y defender lo más lejos posible de su área. Una vez que recuperó la pelota, intentó localizar por la vía terrestre al francés André-Pierre Gignac, quien aportó una cuota de claridad en cada una de sus intervenciones, y buscó por la zona aérea al otro componente del ataque, Carlos González.

    El protagonista de la jornada: el VAR anuló un gol de Robert Lewandowski, luego convalidó con polémica el tanto de Benjamin Pavard y, finalmente, no intervino ante un supuesto penal para el equipo mexicano.

    La incapacidad del Bayern para desbaratar la resistencia de la última línea de Tigres obligó a que utilizara alternativas para brindarle profundidad a su dominio territorial. Una de las variantes fueron los remates desde media distancia y que se convirtieron en la causa de una acción controversial. A los 18’, Joshua Kimmich ensayó un disparo desde fuera del área, que superó a Nahuel Guzmán, e inauguró el marcador. Sin embargo, el árbitro del cotejo, el uruguayo Esteban Ostojich, revisó la jugada en el VAR e invalidó el tanto debido a que Lewandowski, que se encontraba en off-side, obstaculizó la visión del arquero argentino.

    Mientras Tigres no transmitía peligro en el sector ofensivo, el vigente campeón de Europa volvió a coquetear con la apertura del resultado en dos oportunidades, a pesar de que no hallaba fluidez en la circulación de la pelota. En primera instancia, Coman se orientó desde la izquierda hacia el centro del campo y sacó un potente tiro que fue bloqueado por el Patón. Solo unos instantes más tarde, Leroy Sané fue el receptor de un córner efectuado en corto y, sin vacilar, disparó desde la zona izquierda del área, pero el balón se estrelló contra el travesaño.

    El héroe de los Bávaros: el francés Pavard, que ya había amargado a la Selección Argentina en el Mundial de Rusia 2018, convirtió el gol que le dio el título al conjunto alemán.

    El ganador de las últimas ocho ediciones de la Bundesliga mantuvo el control y prevaleció en el desarrollo del partido durante el complemento. Luego de reiterados intentos infructíferos, el Bayern obtuvo una recompensa en una jugada que suscitó una nueva polémica. A los 14’, Kimmich lanzó un centro hacia el corazón del área, Lewandowski se anticipó a la salida de Guzmán y asistió a Benjamin Pavard, quien remató hacia el arco vacío y estableció el 1-0. En primer lugar, Ostojich anuló el gol por otro fuera de lugar del polaco, pero tras comunicarse con los asistentes del VAR decidió convalidar el tanto.

    Solo unos minutos después de la conquista del lateral francés, quien fue uno de los verdugos de la Selección Argentina en los octavos de final del Mundial de Rusia 2018, Tigres se aproximó con riesgo hacia el área de Manuel Neuer. A los 18’, Luis Quiñones desequilibró por el carril derecho del ataque, se filtró dentro del área y envió un centro raso hacia atrás que impactó en la mano derecha de Pavard. Pese a los vehementes reclamos de los futbolistas del elenco mexicano, el juez principal no sancionó penal, tampoco recurrió a la tecnología y señaló la continuidad del juego sin interrupciones.

    Aunque demostró una actitud inquebrantable, los últimos arrebatos ofensivos de Tigres para extender la definición no fueron suficientes para superar la oposición del Bayern, que sufrió sobresaltos aislados y resguardó la diferencia con solvencia. De esta manera, el equipo alemán se coronó como nuevo campeón del mundo (reemplazó en el trono a Liverpool) y completó la conquista del sextete, un hecho que solo había logrado el Barcelona de Pep Guardiola en 2009, ya que con anterioridad había ganado el título en la Bundesliga, la Champions, la Supercopa de Europa, la Copa y la Supercopa de Alemania.

    Formaciones

    Bayern Múnich: Manuel Neuer; Benjamin Pavard, Niklas Süle, Lucas Hernández, Alphonso Davies; Joshua Kimmich, David Alaba; Leroy Sané (ST 28’ Jamal Musiala), Serge Gnabry (ST 19’ Corentin Tolisso), Kingsley Coman (ST 28’ Douglas Costa); Robert Lewandowski (ST 28’ Eric Maxim Choupo-Moting). DT: Hans-Dieter Flick.

    Tigres: Nahuel Guzmán; Luis Rodríguez (ST 35’ Julián Quiñones), Carlos Salcedo, Diego Reyes, Jesús Dueñas; Luis Quiñones, Rafael Carioca, Guido Pizarro, Javier Aquino; Carlos González y André-Pierre Gignac. DT: Ricardo Ferretti.

    Goles: ST 14’ Benjamin Pavard (BAY).

    Amonestados: PT 42’ Jesús Dueñas (TIG). ST 24’ Luis Rodríguez (TIG) y 44’ Rafael Carioca (TIG).

    Árbitro: Esteban Ostojich (Uruguay).

    Estadio: Education City Stadium (Al Rayyan, Qatar).

    Más Leídas

    Un ex boxeador argentino irá a la casa de Tyson para invitarlo a pelear

    Walter Masseroni, ex boxeador argentino, afirmó que irá a la casa de Myke Tyson en Estados Unidos para invitarlo a pelear. Desde...

    Nueva marcha contra Espinoza para pedir más seguridad en La Matanza

    Este lunes se realiza una nueva marcha para pedir más seguridad en La Matanza. La realización de esta concentración corre por cuenta...

    El Beto Márcico, ídolo de Boca, liquidó a Cardona

    El Beto Márcico, ídolo de Boca, habló del volante colombiano, Edwin Cardona y lo defenestró. También, tuvo palabras para Juan Román Riquelme...

    #HiperinflaciónMundial

    El director ejecutivo y cofundador de Twitter, Jack Dorsey, sorprendió este sábado con una advertencia sobre una hiperinflación. Asegura que va a...

    Rosario: Una nena de 11 años denunció haber sido violada por un compañerito de escuela

    El aberrante episodio ocurrió en la ciudad santafesina de Rosario. Los padres de una nena de 11 años denunciaron que su hija...