16.3 C
Argentina
lunes, 27 septiembre,2021
Dólar: BNA: $97,75/ $103,75 Blue: $182,00 / $185,00
Riesgo País: 1636 puntos básicos
Recibí nuestros newsletters


    Argentina
    Confirmados
    195.690.332
    Recuperados
    127.848.968
    Muertes
    4.173.223
    Confirmados
    5.173.531
    Recuperados
    4.862.284
    Muertes
    111.383
    +663
    Todos los países
    Confirmados
    195.690.332
    Recuperados
    127.848.968
    Muertes
    4.173.223
    Confirmados
    5.173.531
    Recuperados
    4.862.284
    Muertes
    111.383
    +663
    Dengue
    96.454
    11.855
    Inicio SOCIEDAD Horror: Reconoció 10 cadáveres para encontrar a su madre y le dieron...

    Horror: Reconoció 10 cadáveres para encontrar a su madre y le dieron otro cuerpo

    Una situación particular tuvo lugar la semana pasada en la Clínica Noguera de San Antonio de Padua, en Merlo. Beatriz Farreras fue informada sobre la muerte de Haydée (79), su madre, quien estaba internada en el nosocomio hace varios días. A la hora de buscar el cuerpo no lo encontraron y la sometieron a la horrorosa situación de tener que reconocer entre varios cadáveres. Así todo se equivocaron y le entregaron otro. El cadáver de su madre fue a parar a otro velorio y casi la terminaron cremando.

    Haydeé Farreras (79 años)

    En diálogo con Mundo Poder, Beatriz contó que su madre Haydée Farreras de 79 años falleció el jueves pasado en la Clínica luego de padecer una infección que se complicó, y que según denuncia, no fue atendida correctamente. Para Beatriz a su madre la dejaron morir. Se enfrentó con profesionales de la clínica al llevar una frazada porque veía que su madre no estaba lo suficientemente abrigada entre otras quejas con el suministro de comida y medicamentos.

    Después de ver como se deterioró en poco tiempo, Beatriz y su hija Rocío se despidieron de alguna manera de su familiar. Y en su casa recibieron el llamado de la clínica y le comunicaron en el lugar que su madre Haydée había fallecido. Ahí comenzó una verdadera travesía que nunca olvidarán.

    Realizaron los trámites para retirar el cuerpo con la Cochería Pache, ubicada frente al cementerio de Morón, pero al día siguiente se comunicaron desde la cochería para informar que no podían retirar el cuerpo porque en la clínica no sabían cual era, de manera que tuvieron que acercarse para reconocerlo.

    Beatriz volvió a la clínica Noguera el sábado y tuvo que ver 10 cadáveres en la morgue, hasta que finalmente encontró el de su mamá que estaba etiquetada con otro nombre. Mientras en la bolsa decía un nombre, en la panza tenia otro. La mujer se puso muy nerviosa, se descompuso y afirmó que ese era el cuerpo de su mamá.

    Volviendo de la clínica con su hija Rocío entró en dudas sobre si había reconocido bien el cuerpo, su estado en ese momento después de ver 10 cadáveres diferentes, no era el mejor. Por eso volvieron a llamar a la cochería, que ya había recibido el visto bueno para retirar el cuerpo, y en una conversación con una empleada les surgieron dudas. Beatriz se dirigió hasta Morón y comprobó que ese no era el cadáver de su madre, sino el de otra mujer.

    Cuando volvió a la clínica ese sábado a pedir explicaciones, allí se encontró con el cuerpo. Rocío y Beatriz le cuenta este medio que pudieron contactarse con una allegada de la otra fallecida, la que primero habían reconocido y descubrieron que Haydée había sido velada a cajón cerrado en una casa de sepelios de Ituzaingó sur (Reviello).

    Cuando se dio cuenta de todo esto Haydeé estaba por ser cremada en Boulogne. En ese momento la clínica reconoció el error, recuperaron el cuerpo y lo trajeron de regreso intentando minimizar la situación. La indignación de Beatriz y Roció es inmensa, el dolor es profundo e inagotable.

    Rocío se arrepiente de las represalias que tomó el pasado lunes cuando se dirigió a la clínica con una masa y destruyó parte del mobiliario exigiendo respuesta por el error y pidiendo que el director le de explicaciones. Empleados de seguridad la calmaron pero las autoridades no la atendieron.

    Consultadas sobre si se realizarán acciones legales contra la clínica, la hija y nieta de Haydeé cuentan que se están asesorando con abogados. En el mientras tanto siguen sufriendo y Beatriz rompiendo en llanto asegura que “sueña todos los días con los cuerpos que vio”. Un espanto.

    " "

    Más Leídas

    Santiago Silva y su regreso a las canchas

    Luego de una larga espera, Santiago Silva tiene su fecha de regreso a las canchas. El 11 de diciembre de 2021, el...

    ¿Qué dijo Lammens sobre aumentar el aforo en la vuelta al público?

    Matías Lammens, ministro de Deportes, le bajó el pulgar a la posibilidad de aumentar el aforo en la vuelta al público. AFA...

    Pochettino se refirió a la vuelta de Messi

    El técnico Mauricio Pochettino habló en conferencia de prensa y se refirió a la situación de Lionel Messi. El delantero se recuperó...

    #Registradas

    El presidente Alberto Fernández va a participar este lunes desde las 11.30hs en la Casa Rosada del anuncio del Programa "Registradas (Recuperación...

    Correa asegura que con “más peronismo” el Gobierno puede revertir las PASO

    Después de la dura derrota electoral del oficialismo en las PASO, la crisis interna que enfrentó a Alberto Fernández y Cristina Kirchner...
    " "
    " "

    Una situación particular tuvo lugar la semana pasada en la Clínica Noguera de San Antonio de Padua, en Merlo. Beatriz Farreras fue informada sobre la muerte de Haydée (79), su madre, quien estaba internada en el nosocomio hace varios días. A la hora de buscar el cuerpo no lo encontraron y la sometieron a la horrorosa situación de tener que reconocer entre varios cadáveres. Así todo se equivocaron y le entregaron otro. El cadáver de su madre fue a parar a otro velorio y casi la terminaron cremando.

    Haydeé Farreras (79 años)

    En diálogo con Mundo Poder, Beatriz contó que su madre Haydée Farreras de 79 años falleció el jueves pasado en la Clínica luego de padecer una infección que se complicó, y que según denuncia, no fue atendida correctamente. Para Beatriz a su madre la dejaron morir. Se enfrentó con profesionales de la clínica al llevar una frazada porque veía que su madre no estaba lo suficientemente abrigada entre otras quejas con el suministro de comida y medicamentos.

    Después de ver como se deterioró en poco tiempo, Beatriz y su hija Rocío se despidieron de alguna manera de su familiar. Y en su casa recibieron el llamado de la clínica y le comunicaron en el lugar que su madre Haydée había fallecido. Ahí comenzó una verdadera travesía que nunca olvidarán.

    Realizaron los trámites para retirar el cuerpo con la Cochería Pache, ubicada frente al cementerio de Morón, pero al día siguiente se comunicaron desde la cochería para informar que no podían retirar el cuerpo porque en la clínica no sabían cual era, de manera que tuvieron que acercarse para reconocerlo.

    Beatriz volvió a la clínica Noguera el sábado y tuvo que ver 10 cadáveres en la morgue, hasta que finalmente encontró el de su mamá que estaba etiquetada con otro nombre. Mientras en la bolsa decía un nombre, en la panza tenia otro. La mujer se puso muy nerviosa, se descompuso y afirmó que ese era el cuerpo de su mamá.

    Volviendo de la clínica con su hija Rocío entró en dudas sobre si había reconocido bien el cuerpo, su estado en ese momento después de ver 10 cadáveres diferentes, no era el mejor. Por eso volvieron a llamar a la cochería, que ya había recibido el visto bueno para retirar el cuerpo, y en una conversación con una empleada les surgieron dudas. Beatriz se dirigió hasta Morón y comprobó que ese no era el cadáver de su madre, sino el de otra mujer.

    Cuando volvió a la clínica ese sábado a pedir explicaciones, allí se encontró con el cuerpo. Rocío y Beatriz le cuenta este medio que pudieron contactarse con una allegada de la otra fallecida, la que primero habían reconocido y descubrieron que Haydée había sido velada a cajón cerrado en una casa de sepelios de Ituzaingó sur (Reviello).

    Cuando se dio cuenta de todo esto Haydeé estaba por ser cremada en Boulogne. En ese momento la clínica reconoció el error, recuperaron el cuerpo y lo trajeron de regreso intentando minimizar la situación. La indignación de Beatriz y Roció es inmensa, el dolor es profundo e inagotable.

    Rocío se arrepiente de las represalias que tomó el pasado lunes cuando se dirigió a la clínica con una masa y destruyó parte del mobiliario exigiendo respuesta por el error y pidiendo que el director le de explicaciones. Empleados de seguridad la calmaron pero las autoridades no la atendieron.

    Consultadas sobre si se realizarán acciones legales contra la clínica, la hija y nieta de Haydeé cuentan que se están asesorando con abogados. En el mientras tanto siguen sufriendo y Beatriz rompiendo en llanto asegura que “sueña todos los días con los cuerpos que vio”. Un espanto.

    Más Leídas

    Santiago Silva y su regreso a las canchas

    Luego de una larga espera, Santiago Silva tiene su fecha de regreso a las canchas. El 11 de diciembre de 2021, el...

    ¿Qué dijo Lammens sobre aumentar el aforo en la vuelta al público?

    Matías Lammens, ministro de Deportes, le bajó el pulgar a la posibilidad de aumentar el aforo en la vuelta al público. AFA...

    Pochettino se refirió a la vuelta de Messi

    El técnico Mauricio Pochettino habló en conferencia de prensa y se refirió a la situación de Lionel Messi. El delantero se recuperó...

    #Registradas

    El presidente Alberto Fernández va a participar este lunes desde las 11.30hs en la Casa Rosada del anuncio del Programa "Registradas (Recuperación...

    Correa asegura que con “más peronismo” el Gobierno puede revertir las PASO

    Después de la dura derrota electoral del oficialismo en las PASO, la crisis interna que enfrentó a Alberto Fernández y Cristina Kirchner...